In: Sin categoría0

Tras haber sido declaradas nulas, las cláusulas suelo ya no aparecen en las nuevas hipotecas y han tenido que ser retiradas de las ya firmadas. Pero, ¿qué está sucediendo con el dinero cobrado de más a los que firmaron una hipoteca con esta cláusula? Vamos a ver algunos casos de cómo está transcurriendo esto en diferentes lugares de España.

El caso de Vigo y de Murcia

Actualmente, Vigo cuenta con una sala de pleitos bancarios creada para evitar que se colapsen otras salas con este tipo de casos. No faltan razones para ello ya que los cálculos estiman que cada día se presentan ante esa sala siete nuevos casos de personas que reclaman la devolución del dinero que se les cobró de más por sus cláusulas suelo.

En estos momentos son tres los jueces que se dedican en exclusiva a solucionar estos pleitos y hay una lista de 4.000 casos en espera por lo que se espera que envíen a dos nuevos magistrados para reforzar. Esta avalancha de demandas se debe a la gran cantidad de sentencias favorables, que superan el 95% en la gran mayoría de ciudades.

Es el caso de Murcia en donde, solo en el último trimestre del año pasado, se emitieron un 98% de sentencias favorables a los denunciantes por el tema de la cláusula suelo y otras cláusulas abusivas en general.

Resolución extrajudicial

Los juzgados están colapsados por demandas y eso que ya hay estudios que afirman que en un 93% de los casos los clientes logran llegar a un acuerdo extrajudicial con el banco. Hoy, los bancos saben que si van a juicio van a perder prácticamente seguro y por eso les conviene llegar a acuerdos ya que de seguir por la vía judicial pueden ser condenados a costas, lo que incrementa los pagos que tienen que realizar.

Sin embargo, antes de llegar a un acuerdo con el banco es importante contratar los servicios de un perito economista que realice los cálculos de cuánto la cobrado de más el banco durante los años en los que ha estado en vigor la cláusula.

De este modo, se puede negociar con la entidad sabiendo exactamente cuánto se debe y de no pagar todo, acudir al juzgado para pedir la cantidad justa. Algunos clientes también deciden aceptar una cantidad ligeramente menor para no tener que esperar el tiempo que el caso estará a la espera de juicio, pero siempre tras obtener su informe pericial y conociendo bien cuál es la cantidad que le correspondería realmente para poder valorar estos acuerdos en su justa medida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *